8 Consejos para dominar en la Lucha de Vencidas

Inspirador 1573 Visitas

00

Las luchas de brazo (también conocidas como pulso o vencidas) son sólo una de las tantas pruebas de fuerza que un hombre debe afrontar a lo largo de su vida. Nunca sabrás cuándo tendrás que demostrar tu fuerza, por lo tanto debes estar listo para poner tu brazo sobre la mesa.

01

Contrario a la creencia popular, no es necesario tener balas de cañón en los bíceps o antebrazos como los de Popeye para ganar unas vencidas; pues con tan sólo un poco de técnica, rapidez y estrategia, puedes derrotar a oponentes más fuertes que tú. Mira estos consejos para que te vuelvas un campeón de las vencidas.

1. Redoble superior

02

El redoble superior es la técnica más efectiva de la lucha de brazo. Al aplicar esta técnica, las vencidas pasan de ser una competencia de bíceps y antebrazo a ser de habilidad en la mano, dedos y muñeca. La clave es posicionar tu mano de modo que quede arriba de la de tu oponente. Tu meta es lograr tener tu mano sobre la parte superior de su mano, y que la mano de tu oponente quede agarrada de la parte inferior de tu mano. Para lograr alcanzar esta posición, debes empezar a trabajar tan pronto como empiece la competencia. Tira con fuerza para acercar tu mano a tu cuerpo, forzado a tu oponente a alejar su mano de su cuerpo. Esto le dificultará hacer apalancamiento y mejorará el tuyo. Notarás que la fuerza de tu oponente empezará a disminuir. Tan pronto notes esto, empieza a mover tu agarre hacia la parte superior de su mano. Continúa haciendo esto hasta que tu mano quede tan alto como sea posible. Tan pronto alcances este punto, estás listo para terminar la partida.

2. El gancho

03

El gancho es una técnica simple y puede ser combinada con el redoble superior. La meta del gancho es torcer la mano de tu oponente hacia él. Tan pronto comience la competencia, debes forzar la mano de su oponente hacia sí mismo, exponiendo su muñeca al girar la tuya hacia ti. Cuando tengas a tu oponente en esta posición, estás listo para terminar la partida.

3. ¡Acábalo!

04

Suele suceder que las luchas de brazo se convierten en un interminable vaivén entre ambos competidores, con la mano de un hombre flotando sobre la meza, mientras el otro hombre trata de reunir toda la fuerza en su antebrazo para finiquitar a su oponente. Cuando te sientas listo para acabar a tu oponente, gira tu cuerpo para que tu hombro quede alineado con la dirección en la que quieres llevar tu brazo. Esto permitirá que ejerzas mayor fuerza con los músculos de tu hombro y utilices tu peso corporal. Entre menos tiempo tenga tu oponente para responder, mejor.

4. Máquina de lucha de brazos

05

¿Recuerdas estas cosas? Básicamente estás compitiendo contra un robot. Ya que estas máquinas tienen el poder hidráulico de su lado, entrenarás fuertemente al medirte contra ellas. La verdad es que no he visto muchas de estas últimamente. Debe ser porque una versión japonesa de esta máquina le rompió el brazo a 3 personas.

5. El aparato de Neil Lewis

06

Es un aparato bastante simple. Solo se agrega peso a un extremo de la máquina y empiezas a hacer repeticiones de movimientos parecidos a los que harías durante una lucha de brazos. Es una máquina genial. Lástima que ya no la vendan. Afortunadamente, existe una versión moderna de este antiguo aparato. Aptamente llamada El Exterminador.

Pages: 1 2
Compartir

Comentarios